¿Qué Fue De?

Con su filosofía de este año de recrear diseños míticos, lo tenían hecho: inspirarse en aquel mítico modelo. Cuando Joseph Blatter se burló de él, en aquella parodia robótica en Oxford, destapó un huracán de goles que le llevó hasta el Balón de Oro de 2014. Ese año ni el mal papel con Portugal en el Campeonato del Mundo (eliminados en la primera fase), le castigó en la pugna por su preciado galardón. Esta es la historia de la camiseta, vendida a 90 euracos, de Francisco Franco, el caudillo, en el verano de la España tórrida de 2015 (nada de ese frente fresco que viene del Norte, como en el viejo chiste antifranquista). Hay otra disimilitud: la camiseta de Messi del top manta te aguanta una lavadora antes que te destiña como el anuncio del detergente del payaso de Micolor. Una pena. Mi nota: 7/10 (que podría haber sido un 8,5, insisto, si tenemos en cuenta solo la primera). A años luz de la azul marino de 2010 o de la amarilla de 2008. Mi nota: 5/10 (el aprobado es gracias a las medias negras de la primera). Polonia. La selección polaca es una de esas que, pase lo que pase, suele llevar un uniforme aburrido a las grandes citas.

Le faltó decir que los indios Pataxos fueron actores contratados por una agencia local y que la idílica convivencia era en realidad el campamento Krusty. «Sus entrenadores de entonces ya decían de él que era muy superior al resto. Si hay un futbolista capaz de licuar toda la presión y las mofas en furia, es él. Su trabajo en 1986 para la selección danesa está entre los mejores de la historia de las camisetas de fútbol. De cada selección os presento sus dos equipaciones y les pongo nota. Lo mejor de las equipaciones portuguesas son las minicruces verdes de la segunda equipación. Aún así, son correctos y limpios y hay que destacar que no son monocromos, así que eso sube un puntito. En cambio, el punto en contra es que ambos uniformes son monocromos. Además, ha indicado que cerró con ésta la venta por 30.000 euros de una marca de su propiedad, cantidad que, ha aseverado, nunca le fue abonada. Además, aunque le reconocieron que Jaime B.R. Además, no está muy bien conseguida, en mi opinión (más allá del ridículo debate de los colores de la bandera republicana). Ayer en rueda de prensa Neuer confesó haberse puesto la camiseta como estrategia para ganarse el afecto de un público que, temen los alemanes, esté del lado de sus hermanos portugueses.

Cuenta el diario Lance que un día Neuer y Schweinsteiger se encontraron con la torcida del Bahía; el portero llevaba su camiseta y Schweini quiso una: se acercó a uno de los hinchas brasileños y se la cambió por la suya de Alemania. Hago una excepción con la camiseta visitante, la blanca, que incluye una bandera serbia vertical a lo largo del dorso. Senegal. Con casos como el de Senegal o el ya referido del de Suiza, se entiende menos lo que ha hecho (o no) Puma con Serbia. El portugués, de nombre Nuno Silva, no sabía explicar por qué se había metido en camisa de once varas en su presentación como futbolista de un club español de Segunda. La última vez que CR7 fue al club de billar Quinta Falçao pidió agua. En el club rojiblanco todos tienen calma y mucha confianza en él. Parte de culpa la tienen los fondos de la Unión Europea invertidos en él.

La siguiente parada en esta ruta cristiana está en el salón de billares Quinta Falçao. La vista ha tenido lugar este martes en la Sección Quinta de la Audiencia Provincial de Pontevedra, con sede en Vigo, donde el hombre, Jaime B.R., ha mantenido que fue contratado verbalmente por la empresa El Secreto del Mar para tareas de diseño y comercialización. O Segredo do Mar. Así las cosas, ha reconocido que en 2007 pidió muestras -aunque no la producción- de camisetas a la firma portuguesa Cristêxtil Confecção, pero ha insistido en que todas las operaciones, incluido el encargo de estas partidas de ropa, estaban «a cargo» de una empleada de O Segredo do Mar, planta de la empresa viguesa en Portugal. Así, ha señalado que el acusado inició el contacto entre O Segredo do Mar y Cristêxtil y ella se encargaba de trámites «siempre siguiendo instrucciones» de él, algo que ha corroborado el gerente. Sin embargo, la responsable ha explicado que tras 30 días sin recibir el pago se pusieron en contacto con el acusado, momento en que éste les dijo que tenía «un problema pasajero que iba a arreglar». Vigo, y les indicó que tenía otros proyectos «más ambiciosos», por los que iba a trabajar para marcas como Loewe.

Si usted adoraba este artículo y también le gustaría recibir más información sobre equipacion portugal por favor visite nuestro propio sitio.

Publicaciones Similares